Prórroga no supone la condonación de intereses



La prórroga en el pago de tres mensualidades que están ofreciendo los bancos de la plaza a sus clientes bancarios no supondría una condonación de la deuda ni de los intereses, explicaron fuentes del sector.

La medida consiste en postergar, de manera automática, el pago de tres mensualidades en hipotecas, préstamos de autos, personales y tarjetas de crédito a aquellas personas que hayan visto desmejorada su situación financiera producto de la crisis.

En la mensualidad se incluye una parte de capital y otra de intereses. Esos recursos que se ahorrarán los clientes podrán ser destinados a cubrir otras necesidades. En ese periodo, no habrá cargos por mora ni se afectarán las referencias bancarias, y tampoco se rematarán viviendas ni carros. No obstante, las fuentes aclararon que esto no significa una congelación de los intereses.

El superintendente de Bancos, Amauri Castillo, señaló que “no sería correcto congelar los intereses de un préstamo, considerando que el banco tiene obligaciones que cumplir con los depósitos de los ahorristas”.